Yasiel Puig es puesto fuera en 3B tras un fallido intento de pisa y corre. (Chris Gardner/Getty Images)

FILADLEFIA -- Desde su llegada a Grandes Ligas, Yasiel Puig ha exhibido su talento y catapultado a los Dodgers con su agresividad y energía, pero el cubano todavía tiene mucho que aprender en el mejor béisbol del mundo.

Una vez más, Puig le hizo perder la paciencia al manager Don Mattingly tras ser puesto out de manera innecesaria la noche del sábado al intentar hacer pisa y corre desde segunda base después de un elevado de rutina y con el dominicano Hanley Ramírez en el círculo de espera.

"Estas son las jugadas que se tratan durante los entrenamientos primaverales", destacó Mattingly. "Los jugadores deben fijarse en la pizarra, saber cuántos outs van, quién viene a batear. Esta clase de errores no deben suceder".

El muchacho ha hecho cosas bastante buenas para el equipo desde que llegó para inmediatamente convertirse en titular. Pero todavía le faltan muchas cosas por aprender.

"Está pasando con más frecuencia de lo normal", indicó Mattingly. "También lo vimos con uno de sus muchachos [el jardinero de los Filis Domonic Brown, quien se lanzó sin fortuna tratando de atrapar un elevado el viernes]. Ya hemos hablado de cuándo debes o no intentar una jugada.

"Puig es un buen muchacho. Se va de 4-0 y el equipo gana, se divierte jugando como todos los demás. Son buenas cualidades. Pero también hay cosas en las que deberá de mejorar. Le gusta ganar, le gusta competir y eso es bueno, es una gran cualidad. Aporta gran energía".

Por supuesto, Puig no fue el único que cometió ese tipo de jugadas el sábado. El veterano Hanley Ramírez fue puesto fuera en un tira y tira cuando salió demasiado rápido tratando de estafarse la antesala en el noveno inning.